Cáncer infantil

El cáncer infantil no es solo una enfermedad, sino que dentro del cáncer infantil hay un gran número de enfermedades, cada una tiene unas características y con una conducta absolutamente diferente entre sí. 

La experiencia de un niño con cáncer y su familia es muy estresante.

Sin embargo, es una oportunidad para reconocer las fortalezas, cambiar los roles, aceptar la ayuda, aprender de otros que pasaron por la misma situación, y compartir intensamente el tiempo de la familia. 

teaserbox_16287759.jpg

La estancia en el hospital se intenta reducir al mínimo imprescindible, por lo que los periodos de hospitalización no son tan prolongados como antes. Se intenta que no salga de su entorno durante el proceso de la enfermedad, y así se procura que pierda lo menos posible lo que constituyen los parámetros básicos de su vida habitual (casa, familia, escuela, amistades ...).

immedicohospitalario_pediatric_cancer_13
1j-017-02.jpg

Las reacciones del niño ante el diagnóstico de cáncer son de muy diversa índole, según las características personales y las de su familia.

Se sienten totalmente impotentes ante la situación. La tarea del profesorado, conjuntamente con la del personal sanitario y asistencial, será la de ayudar a recuperar el control y la solidez de una situación, por otra parte imprevisible. Su reacción ante el diagnóstico estará determinada en gran medida por su grado de desarrollo emocional e intelectual.

De ahí que haya diferentes reacciones según las edades.

 

  • Etapa infantil: 0-6 años

  • Etapa primaria: 7-12 años

  • Etapa secundaria: 12-16 años

En-Europa-el-cancer-es-la-primera-causa-
cancer_pediatrico.jpg
image8-1.jpeg